AMVISA - Información al cliente - Depósitos domiciliarios de agua

baneramvisa_InfoCliente.jpg

¿FOCOS DE CONTAMINACIÓN?

-OBJETIVOS

Sensibilizar a la población sobre la utilización racional de los depósitos para prevenir contaminaciones sanitarias por el riesgo que ello implica

-ÁMBITO DE APLICACIÓN

Instalaciones domiciliarias de acumulación de agua potable

-RECOMENDACIONES

A consecuencia de la presión actual en la red de distribución muy pocos edificios requieren la utilización de depósitos de acumulación.

depósitos

Existen dos tipos de depósitos de acumulación:

1. Depósitos atmosféricos.

2. Depósitos estancos a presión.

Los depósitos atmosféricos son un punto de deterioro de la calidad del agua y requieren un mantenimiento continuado, cuya responsabilidad es atribuible a los propietarios del inmueble, que incluye los siguientes puntos:

1. Limpieza mínima anual, usando mangueras de agua a presión cepillos e hipoclorito, realizando un aclarado y vaciado posterior.

2. Disponer de tapa apropiada.

3. Control de fisuras o grietas (posibilidad de filtraciones externas).

4. Desagüe sin conexión directa al alcantarillado.

5. Alimentación de agua por encima del nivel máximo del rebosadero.

6. Rebosadero protegido mediante rejilla que imposibilite la entrada de elementos extraños y sin conexión directa al alcantarillado.

El uso innecesario y superfluo de los depósitos supone un riesgo sanitario, una pérdida de la calidad del agua de suministro, así como un coste económico suplementario. Por lo que desde este Ayuntamiento se considera esencial la no utilización de este tipo de instalaciones en el suministro del agua de consumo a las viviendas.

En aquellos casos en el que uso de depósitos sea imprescindible:

1. El uso debe ser en continuo, pues la utilización parcial y/o temporal del mismo representa un incremento importante de los riesgos de contaminación sanitaria del agua.

2. Se aconseja la sustitución de los depósitos atmosféricos por otros estancos a presión, según las Ordenanzas Municipales vigentes

NOTA ADICIONAL:

Los depósitos e instalaciones actuales de las viviendas en que no es necesaria su utilización se pueden conservar, si es deseo de los propietarios, manteniéndolos en reserva, vacíos y limpios, Y con la instalación a punto por si en un futuro imprevisible fuese necesario su uso

caños

- RECOMENDACIONES PARA QUE DEJEN DE FUNCIONAR LOS DEPOSITOS ACUMULADORES Y BOMBEOS DE AGUA

1) El dejar en desuso las instalaciones de acumulación y bombeo del agua, tiene las siguientes ventajas:

a) El agua que se recibe directamente es de mayor garantía sanitaria que la que procede del depósito de acumulación.

b) Economiza gastos de limpieza de depósito, mantenimiento de bombas y consumo de energía eléctrica.

c) La calidad del servicio es superior ya que la red pública mantiene unas presiones más constantes que los equipos de bombeo y no le afectan los cortes de electricidad ni averías de bombas.

d) La única desventaja que supone recibir agua directamente de la red es que cuando AMVISA corte el agua de la calle para realizar trabajos de mantenimiento, se quedarán sin suministro. Ustedes podrán juzgar en función de las veces que AMVISA le ha cortado el agua los últimos años, las molestias que les supone esta desventaja.

2) Los depósitos y grupos de bombeo, sólo deben estar en funcionamiento en el caso de que la presión de la red pública sea insuficiente para suministrar a las viviendas más altas, ya que en los depósitos se produce un deterioro de la calidad del agua y si no se tiene un mantenimiento adecuado puede desarrollarse una contaminación del agua con el consiguiente riesgo para la salud de las personas.

grifo

3) Los depósitos caso de ser necesarios deben funcionar en continuo y no se debe permitir que los depósitos y bombas funcionen durante unas horas al día o cuando la presión de la calle sea insuficiente.

a) En el primer caso se incrementa de forma importante el tiempo de retención del agua en el depósito desapareciendo el cloro que como garantía sanitaria tiene el agua y por consiguiente está expuesta a su contaminación

b) En el segundo caso, el tiempo de retención del agua es indeterminado y el riesgo de que el agua esté contaminada es altísimo

4) Para que los depósitos y bombeos dejen de funcionar, deben realizarse las siguientes operaciones

a) Parar el bombeo, cerrar la entrada y la salida de agua del depósito y abrir la conexión directa a las viviendas.

b) Una vez verificado que el agua llega bien a todas las viviendas, vaciar completamente el depósito y limpiarlo pues el agua estancada o la humedad de las paredes, son un lugar ideal para la proliferación de los microorganismos y en el caso de que alguna vez sea necesaria su utilización, su puesta en servicio será mucho más sencilla.

c) Revisar las bombas dejándolas desconectadas, engrasadas y cubiertas para evitar en lo posible que se deterioren. Finalmente y bajo su criterio, anular tanto los contratos de mantenimiento del bombeo como de limpieza del depósito y energía para la bomba.

laboratorio

Amvisa tiene dos programas establecidos:

- El control analítico en el grifo del consumidor (R.D 140/03)

- Revisión de instalaciones de almacenamiento y bombeo de las fincas, con objeto de informar a los propietarios de las medidas que deben adoptar para mantener la calidad del agua

Para cualquier aclaración sobre el contenido de estas recomendaciones, póngase en contacto con las oficinas de AMVISA tfno. 945161030 donde gustosamente se le aclararán las dudas que pueda tener.

Information concernée

Si l'information de la page ne correspond pas à vos besoins informatifs, faites-en la demande à travers la Boîte du Citoyen.