Turismo sostenible - Consejos para vitorianos y vitorianas por el mundo

Biosphere 2018

¿Te vas de vacaciones? ¡Enhorabuena!

Si lo que de verdad quieres es disfrutar al máximo del viaje, que tu experiencia sea auténtica y enriquecedora, pero a la vez beneficie a las poblaciones locales y su patrimonio, te invitamos a practicar un Turismo Responsable.

Antes de tu visita

  • Ten en cuenta el tipo de destino al que vas a viajar y si tu visita puede promover cambios en el mismo a favor del respeto de los derechos humanos, movimientos democráticos,...
  • Busca información sobre el sitio al que vas a viajar: historia, tradiciones, cultura, naturaleza, patrimonio, costumbres, gastronomía, idioma,... ¡así disfrutarás al máximo tu viaje y lo llevarás perfectamente preparado!
  • Prioriza los medios de transporte más sostenibles para llegar hasta tu destino. Si vuelas, hazlo ligero de equipaje. No añadir peso adicional al avión con tu maleta supone que en ese vuelo va a emitir menos CO2 a la atmósfera.
  • Siempre que puedas, elige operadores turísticos, empresas de transporte, alojamientos, guías, etc. comprometidos con el Medio Ambiente, el patrimonio y las comunidades locales.

Durante tu visita

  • Consume local. Así favorecerás el mantenimiento de pequeñas empresas como alojamientos, comercios, restaurantes, etc., y, por supuesto, guías locales, y tendrás la experiencia más auténtica posible.
  • Anímate, si el destino lo permite, a andar, ir en bicicleta o utilizar el transporte público. ¡Así reducirás la huella de carbono de tu viaje, y ganarás en salud y tranquilidad!
  • Utiliza los recursos naturales, como el agua y la energía, con sentido común.
  • Mientras estés en tu destino, es tu casa. Intenta reducir al mínimo la generación de residuos, y, cuando tengas que deshacerte de uno, utiliza los recursos que el destino te ofrezca para su reciclaje.
  • En este planeta hay numerosos ecosistemas en los que hay que tener una especial actitud de respeto hacia la fauna y la flora. Procura que la única huella que dejes en ellos sea la de tu calzado, visítalos en silencio, sin salirte de los senderos marcados, en pequeños grupos,...
  • Evita acudir a recintos donde se expongan o donde se realicen espectáculos con animales. No deben ser utilizados como atractivos turísticos.
  • Si vas a realizar avistamiento de fauna hazlo siempre con operadores locales que te garanticen que para ello no se altera su comportamiento habitual o se invade desmesuradamente su hábitat. Puedes consultar destinos o empresas que realizan adecuadamente este tipo de actividades o pautas de conducta adecuadas del viajero en Faada(Se abre en una ventana nueva).
  • Muestra respeto por los habitantes locales, sus costumbres, formas de vida y tradiciones. Intenta que el encuentro sea de igual a igual.
  • Recuerda que ningún pueblo es proclive culturalmente a la explotación sexual de adultos o menores. Si detectas situaciones de explotacióndenúncialo al operador o el alojamiento en el que te encuentres.
  • Si alguna de las tradiciones del destino te resulta interesante y quieres fotografiarla o a la población local, hazlo siempre pidiendo permiso y con respeto. Recuerda que hay lugares donde es una falta de respeto fotografiar personas, sobretodo niños y niñas, y que las personas no forman par-te del paisaje.
  • Si deseas realmente llevarte un recuerdo del lugar visitado a la vez que apoyas la economía local, adquiere souvenirs realizados por artesanos/as o artistas locales y nunca provenientes de especies amenazadas o en peligro de extinción.
  • La mejor manera de contribuir a mejorar la calidad de vida local es a través de un viaje responsable. No recurras a dar limosna o a llevar caramelos, juguetes, etc. para los niños y las niñas, a no ser que lleves ayuda humanitaria a través de iniciativas concretas como Pack For A Purpose(Se abre en una ventana nueva).

Después de tu visita

  • Si durante tu viaje has visto situaciones graves denúncialo a organizaciones de lucha contra la conculcación de derechos humanos.
  • Si has adquirido compromisos con algún habitante local como, por ejemplo, enviarle una fotografía, cúmplelos.
  • La mejor manera que tienes de ayudar a las comunidades locales que has visitado es hablando de tu experiencia, dando a conocer las empresas locales y animando a otros y otras viajeros y viajeras a visitarles. En definitiva, anímales a ser viajeros y viajeras responsables, ¡hagamos red!

Información relacionada

Si la información de la página no responde a sus necesidades informativas, solicítela a través del Buzón ciudadano.